Audi Q8

Fuente (Audi.es)

El nuevo Audi Q8 se caracteriza por un diseño expresivo y una tecnología innovadora con un aspecto deportivo y un interior espacioso y lujoso con una excelente conectividad. El frontal es espectacular, sin duda la parte más llamativa del coche. La única versión disponible en España en la actualidad es la 50 TDI quattro (tiene un motor Diesel de 3,0 litros y 286 CV y uno eléctrico, que hace tanto de motor de arranque, como de generador eléctrico. La caja de cambios es automática de ocho relaciones. En el primer semestre de 2019 se espera una versión Diesel de 231 CV (45 TDI) y una de gasolina de 340 CV (55 TFSI). En todo caso, la tracción es en las cuatro ruedas.

Dispone de unos avanzados sistemas de asistencia a la conducción o a la navegación. El Audi Q8 facilita la conducción ya sea al aparcar, al circular por ciudad o en trayectos largos, contando con el asistente de conducción adaptativo, de eficiencia, el asistente en cruces, el aviso de cambio de carril, el aviso de bordillo y las cámaras de entorno. Con una unidad central de control de asistencia al conductor.

El Audi Q8 es un SUV con una línea de cintura ancha y poca superficie acristalada. En la zaga encontramos una luna trasera muy horizontal, spolier, y un portón con ópticas integradas, también LED, que se hallan conectadas mediante una tira de luz y una moldura en color negro.

El salpicadero con tres pantallas digitales, dos en posición central y una tercera como cuadro de instrumentos. La pantalla superior central, de 10,1 pulgadas, sirve para controlar el MMI Navigation Plus, que contiene todos los sistemas de infontaintment y navegador. La inferior sirve para controlar el climatizador y entrar texto mediante escritura directa, a modo de touchpad. Todos los sistemas pueden manejarse por órdenes de voz.

Según la equipación elegida, puede tener suspensión neumática, eje trasero direccional, dirección progresiva deportiva, tecnología mild-hybrid para sus motores y un grupo de sistemas de asistencia a la conducción muy completo. Los faros son LED, y se caracterizan por tener la luz de cruce y de carretera separadas, junto con una tira de luz diurna LED a base de barras verticales que acentúan el ancho del vehículo.