Como lucir un bonito bronceado y cuidar nuestra piel

En el verano nos gusta lucir un bonito bronceado, pero es fundamental hacerlo gradualmente y con cuidado para no dañar la piel. Usar sombreros, gafas de sol y sombrillas son muy útiles, aunque no suficientes para prevenir las quemaduras de la piel, por eso es vital usar protectores solares adecuados para cada tipo de piel a la hora de exponerse, para proteger la piel de los efectos nocivos del sol.

Antes de cualquier exposición al sol, tenemos que preparar nuestra piel mediante una exfoliación tanto en el cuerpo como en el rostro. utilizando un cepillo o simplemente usando un gel exfoliante para que elimine aquellas impurezas o células muertas y se quede la piel lisa, así conseguirás que el color sea más uniforme por todo el cuerpo.

Sigue una buena alimentación, alimentos como la zanahoria, el tomate, el pimiento y la papaya entre otros harán que tu bronceado se potencie y luzca más bonito y natural. Además de los alimentos que mencionamos, podemos utilizar unos productos que potencien la producción de melanina.

 Respeta los horarios: evita el sol entre las diez de la mañana y las cinco de la tarde aproximadamente, ve cambiando de posición y no te olvides de tomar abundante agua para evitar quemaduras y que la piel se deshidrate.

Artículo gentileza de Bienestar y Belleza